Ciberataque puso en riesgo a 18,000 plantas petroleras, químicas y nucleares de todo el mundo

in4.3.jpg

En el año 2017, un grupo de hackers intentó provocar una explosión en una planta petrolera de Arabia Saudita. De acuerdo con The New York Times, los hackers colocaron un malware en los controladores fabricados por la empresa alemana Schneider Electric, los cuales son usados en 18,000 plantas de todo el mundo, incluidas plantas químicas, refinerías de petróleo y instalaciones nucleares; lo único que evitó una explosión fue un error en el código informático de los atacantes. Aunque se desconoce la procedencia de este plan, muchos apuntan a que fue el mismo gobierno de Arabia Saudita quién financió a los hackers. More Info

emailtwittersubscríbete

8bits techie8